Fuente: muyinteresante.es

¿Sabías que tomarte una copa de vino tiene grandes beneficios para tu salud?

Una copa de vino al día siempre se disfruta, pero al conocer los diferentes beneficios que te puede generar la podrás disfrutar más.

Diversos estudios científicos han demostrado lo benéfico que puede ser consumir vino, tanto físicamente como psicológicamente.

Dentro de los principales beneficios se encuentran:

  • El fortalecimiento de los huesos:

Estudios han comprobado que las mujeres que beben vino tienen menos posibilidades de perder masa ósea.

  • La reducción del riesgo cardiaco:

Aquellas personas que beben vino moderadamente tienen menos probabilidades de sufrir un ataque cardiaco.

  • La reducción bacterias en alimentos:

Dentro de las características del vino blanco y del vino tinto se encuentra que ambas contienen propiedades antibacterianas, por lo que ayudan a disminuir las bacterias dentro de los alimentos.

  • La prevención de la ceguera:

El vino contiene un compuesto conocido como resveratrol, el cual ayuda a proteger la visión de las personas.

  • Ayuda a evitar la depresión:

Beber vino te ayuda a reducir el riesgo a sufrir una depresión.

  • La disminución del colesterol:

Tomar una copa de vino al día ayuda a disminuir la acumulación de colesterol malo en el cuerpo y aumenta los niveles de colesterol bueno.

  • La protección contra el sol:

El vino puede ayudar a reducir los efectos que producen los rayos ultravioleta en la piel.

  • La disminución de las posibilidades de tener cáncer de colon:

El consumo moderado de vino ayuda a disminuir las probabilidades de adquirir tumores en el colon.

  • La prevención de la demencia:

Consumir moderadamente vino ayuda a disminuir el riesgo de desarrollar demencia.

  • Aporta minerales:

El vino contiene litio, magnesio, zinc, potasio y calcio, minerales que ayuda al sistema nervioso, reducir el estrés, mejora las defensas y generan un equilibrio eléctrico.

  • El retraso del envejecimiento:

El vino contiene propiedades vasodilatadoras, las cuales ayudan a retrasar el proceso de envejecimiento de las personas.

  • La prevención de cáncer de pecho:

Beber vino ayuda a reducir los niveles de estrógeno y a aumentar los niveles de testosterona, lo que ayuda a reducir el riesgo de cáncer de mama.

 

 

 

Comentarios

comentarios